Vida Saludable

10 tips para una vida saludable

In Bienestar by Joanna Prieto7 Comments

En estas épocas de tanto agite y estrés por todo y por todo, se nos olvida, o mejor, pensamos que lograr una vida saludable es solo cosa de ricos o de aquellos que tienen mucho tiempo para hacer actividades que logren equilibrar la mente, el cuerpo y espíritu. Y es que es precisamente estos tres ejes, los que nos permiten lograr el balance de una vida más tranquila, alegre y sana por supuesto.

Les compartiré mis 10 tips (comprobados… por mí) para lograr un equilibrio físico, emocional y espiritual que nos permiten (o al menos a mí) vivir con plenitud y serenidad cada momento del día. Acá van:

1. Trabaja en lo que te guste y te haga sentir pasión 

Puede sonar cliché, pero sin duda, levantarte con entusiasmo y motivación cada mañana para hacer lo que te gusta, es la clave de tu vida saludable. No solo porque trabajarás motivamente sino porque con seguridad, esa pasión es directamente proporcional al ingreso económico. Si eres de esos buenos trabajadores o emprendedores, tu jefe o el que paga lo reconocerá. Y no cabe duda que con un buen ingreso, la vida es un poco más tranquila. Ahora, si aun así, si te gusta lo que haces pero es no bien pagado, contempla crear tu propio negocio, es más pesado al inicio porque harás de todo, pero al final la recompensa es infinita. Aún sin importar si fallas, seguirás amando lo que haces y eso te llevará a buscar otras alternativas. Elige el trabajo de tus sueños, no dejes que el trabajo (o la necesidad) te elija a ti.  

2. Come sano 

De nuevo otro cliché pero en esta ocasión, no solo se trata de disfrutar un buen plato sino de cuidar el corazón y tu cuerpo en general. Esto no implica dejar de pecar con uno que otro antojo, sino balancear tu alimentación. Esto me costó entenderlo al principio sobre cuando no era yo directamente quien asumía mi alimentación, en realidad lo hacía mi mamá (:D) o el restaurante de turno. Desde que empecé yo misma a preparar mis propios platos todo se ha vuelto más ¡Divertido! Por más increíble que suene. No sé cocinar, lo confieso, pero precisamente ese punto lo he puesto a mi favor a la hora de preparar platos. Las ensaladas, las grandes aliadas y no se necesita ser un chef, solo saber mezclar ingredientes y ya. Lo de horas y horas en la cocina terminó. Toma mucho líquidos, prefiere las bebidas naturales y no permitas comer hasta la llenura. Si puedes cultiva tu propio huerto en casa.

3. Ejercítate 

El gran propósito de muchos cada año, que si el gimnasio, que el entrenador, que no tengo tiempo, etc, etc. Es a lo que más le sacamos excusas. Si no hay plata para pagar el hecho de ejercitarte ¡Mejor! Serás más recursivo y creativo a la hora de entrenar tu cuerpo. Con tan solo un balón o una cuerda podrías hacer algo en cualquier parque. La clave en mi caso no sólo es la motivación, sino encontrar a otras personas que te ayuden a mantener la motivación. Y sino, las consolas de videojuegos ayudan con algo de ejercicio en casa como la wii board o el Kinect, pero no hay como el aire puro y libre que corre por los parques, por la ciclovía, o cuando camines por tu barrio. Lo importante es que destines algo de tiempo a diario o a la semana para hacerlo. ¿Los resultados? ¡Sonreir! Eso logra cada sesión deportiva, se sienten más y más ganas de vivir. ¡Afuera la pereza y hazlo!

4. Vive cerca al trabajo 

Claro, sí se puede. Sé que no es del todo tan fácil sobre todo en grandes ciudades como la capital. Sin embargo, no lo pienses dos veces si consideras que: se puede ahorrar tiempo metido en un trancón; lo que se ahorra se puede equilibrar con el pago del alquiler. Puedes dormir más!! O dedicarle más tiempo al deporte antes de ir a la oficina, o bien, como hago yo, caminar o ir en bicicleta hasta el trabajo. Podrías sacar tiempo para ese libro que compraste hace meses y no lo has comenzado a leer, en fin. Revisa el tip 8 y piensa que en ese tiempo que te ahorras podrías hacer eso que tanto postpones por la excusa del tiempo. Busca lo mejor para tu vida siempre que puedas, y vivir cerca al trabajo es vida.  ¡Mata varios pájaros de un solo tiro!

5. Comparte con los amigos y familia

Te parecerá que es más que obvio, pero te ha pasado últimamente que un amigo o un primo te invita a un café o te llama para decirte lo ingrato que has sido y tú solo respondes – no he tenido tiempo-. Tranquilo, a todos nos pasa, sin embargo si lo evalúas con sinceridad… algunas veces son excusas porque nos la pasamos dedicados al trabajo, sí al trabajo. Si estuvieras en otra cosa no te llamarían ingrato. Planeando muy bien tu vida, tus rutinas ¡¡Tu tiempo!! Seguro que logras compartir la dicha en el alma que es hablar, reír, llorar, bailar, cantar o simplemente, compartir momentos, cortos o largos, al lado de quienes te estiman y aman. Recuerda que son esas personas las que están ahí siempre, hasta el final. Pon en tu agenda hoy llamar al viejo amigo, o visitar a un familiar que hace rato no ves y notarás lo saludable que es.

6. Duerme lo suficiente

Sobre todo es un placer para los que somos dormilones natos. Un buen descanso físico, no sólo nos mantiene activos sino además equilibra toda nuestra rutina. Si no te alcanza la noche, no dudes en una corta siesta en la tarde para recuperar energías y seguir tu día. Invertir en un buen colchón y una almohada cómoda no son lujos ¡Es una necesidad! Y si el problema es de sueño, como algunas veces me pasa, una copa de vino, un té o meditar son buenas opciones. Adquiere una hora para ir a la cama y procura cumplirla lo máximo posible, tu cuerpo te lo agradecerá.

7. Cultiva la espiritualidad, en resumen ¡Ama!

Cada quien tiene su propio Ser superior a quien le confesamos nuestros pecados y le contamos nuestros más íntimos deseos y sueños. Pues bien, conectarse con ese Ser, lo puedes llamar Alá, Buda, Universo, etc, yo lo llamaré Dios, es cultivar la mente y el espíritu. Ese encuentro muy personal en el silencio te permite retornar a tu centro y aquietar la mente, equilibrarte, descansar el alma de tanto ruido externo. Esto en definitiva para mí es amar, amarse, amar a los demás. Esa práctica rutinaria de meditar, orar, callar es de lo más saludable para tu vida y de quienes te rodean. Ahora, si te gusta ir a misa, adelante. No es cuestión de religión, es un asunto de espiritualidad.

8. Ten un hobbie o actividad de ocio 

Ya sea pintar, escribir, leer, cocinar, cantar, escuchar música, bailar, jugar, nadar, viajar etc, etc ¡Hazlo con periodicidad y disfrútalo! Date tiempo para salir de la rutina haciendo cosas diferentes a lo que se hace por largos periodos de tiempo como el trabajo. Te permitirá concentrarte y alimentar el espíritu aventurero, curioso, creativo y ese niño interior que todos llevamos dentro. En la vida no dejamos de jugar por el hecho de crecer, sino crecemos porque dejamos de jugar. No dejes perder ese niño y sigue divirtiéndose en algún hobbie o simplemente dedícate al ocio puro.

 9. Recicla 

¿Reciclar? Si, ¡Reciclar! Te parecerá sacado de los cabellos, pero no. Cuando sentimos que hacemos algo bueno o en favor de nuestro entorno o nuestro planeta, eso alegra el corazón. A nadie le gustaría saber que esa botella, papel o envoltura que botamos tiene una vida útil después de usado pero nosotros lo arruinamos cuando lo echamos en la cesta equivocada a la calle en el peor de los casos. Anímate y recicla, es cuestión de costumbre y de saber hacerlo.

10. Participa de un voluntariado 

Finalmente, si eres de los que le gusta ayudar a los demás y devolverle a la vida lo que te ha dado, un voluntario es una buena opción. Siente el goce de dar sin esperar recibir y contacta hoy a alguien que necesite ayuda o de tu voluntariado. No todo es dinero ni tampoco todo es esperar recibir. Hay muchos que no tienen su suerte de tener salud, alimento, abrigo o bienestar, somos privilegiados absolutos por tener lo que tenemos siendo lo que somos. Hay quienes la vida no les ha sonreído tanto. O si prefieres, contribuye con tu propia felicidad, eso ya es una gran aporte al mundo…pero créeme que compartirla con otros es aún mejor. Si te animas y te gusta mi proyecto de voluntariado te invito a GeekGirls.co; empoderamos e inspiramos a la mujer agente de cambio a través de la tecnología.

Y como todo y como siempre, gracias por leerme, por compartir este artículo, por dejar un comentario, o simplemente por considerar que algo de estas palabras te puedan servir. Una vida saludable es posible con voluntad, ganas y amor propio. Hay que dejar los vicios, yo ya dejé de fumar.

Si te gustó este artículo, compártelo. Seguimos conversando por twitter @JoannaPrieto o deja tu comentario acá abajo y no olvides suscribirte al blog ?

Te invito a leer otra de mis entradas:  Entre más simple, mejor. 

Acerca del autor
Joanna Prieto

Joanna Prieto

Twitter Google+

Docente-investigadora y Consultora en Comunicación Estratégica y Digital y Educación (eLearning). Co-fundadora de www.geekgirls.co empoderando e inspirando a la mujer en tecnología. Conferencista y tallerista en el ecosistema digital y empresarial. Tecnología, comunicación, educación y coaching, mis banderas 😉

Comments

  1. Pingback: 10 tips para lograr una vida saludable | Vida s...

  2. Pingback: La simplicidad voluntaria o downshifting, entre más simple mejor

  3. Pingback: 15 beneficios de un mal amor y una buena tusa

  4. Me encantó el Tip # 1. pasión. Todo lo que hacemos debe estar fortalecido por la pasión, ingrediente que activa nuestros sentidos y posibilitan las actividades en función de una meta. ..

    1. Joanna Prieto Author

      Así es Zenaida, pasión es la expresión de aquello que amas, motor de todo. Un saludo y no olvides suscribirte al blog! @JoannaPrieto

  5. Pingback: mujer empoderada y feliz

Leave a Comment